CARIES, SARRO Y GINGIVITIS TAMBIÉN AFECTAN A TU MASCOTA

La salud dental en sus mascotas es de suma importancia, al igual que los humanos los animales acumulan gérmenes y sarro que ocasionan daños en los dientes y que pueden causar enfermedades sistemáticas graves.

Los problemas dentales más comunes que pueden padecer sus mascotas son caries, sarro, gingivitis y enfermedad periodontal.

Para evitar estos males en perros y gatos, el veterinario recomienda la limpieza de los dientes dos veces por semana y no exceder más veces ya que pueden afectar el esmalte de los dientes, porque es más sensible que el de los humanos. Esta limpieza se puede realizar con cepillos y pastas especiales que los pueden comprar en tiendas exclusivas para mascotas.

También pueden utilizar snacks para limpieza dental o huesos grandes comestibles. Un dato importante y que casi ningún propietario lo sabe, es que las mascotas también necesitan hacerse limpiezas dentales anuales, como los humanos cuando van al dentista, este procedimiento solo lo pueden realizar médicos veterinarios certificados, y es un procedimiento que necesita de anestesia general.

Siempre consulte a un profesional para saber en qué momento hay que hacerle la limpieza dental a su mascota. De no cuidar la salud bucal de su mascota provocará la formación de sarro, luego al acumularse aparece la gingivitis y al complicarse con el tiempo si no se realiza una adecuada limpieza, comienzan a perder los dientes y a formarse fístulas e infecciones, conocida como enfermedad periodontal.

También pueden presentarse enfermedades sistemáticas debido a esto, como por ejemplo la pancreatitis, ya que el 90% de los casos de pancreatitis tienen como causa principal las enfermedades dentales.

Desde pequeños se debe acostumbrar a cepillarle los dientes a sus mascotas, los cachorros al igual que los niños también mudan los dientes. La mayoría de perros y gatos tienen sus dientes permanentes hasta los 9 meses, y algunos hasta el año de vida.

En cachorros es suficiente la higiene bucal con huesos o snacks especiales de limpieza.Cuando ya tenga los dientes permanentes el especialista aconseja que se limpien cada dos semanas con cepillos y pasta especial, cepillando como cuando lo hacen los humanos, tomando en cuenta más los molares.

"Es importante llevar a su mascota a chequeos dentales con profesionales de la medicina veterinaria por lo menos una vez al año. De esta manera se podrá evaluar si se tiene que realizar una limpieza para retirar el sarro acumulado. No descuide a su mascota, desde pequeño se puede acostumbrar a cepillarse los dientes, pero no solamente dos veces por semana, así evitará varias enfermedades y el mal aliento en ellos", recomienda un experto.

Fuente: El Heraldo